Bingo

¡Hablar de muertos vivientes era su juego de apuestas!
– Max morirá. Es un cachorro y Toby lo matará– decía uno.
Pues yo apuesto por Laika. No durará nada en ese chenil– decía el gordo.

bingo2.jpg
Una semana era el plazo que nos daban a algunos, menos valientes y agresivos, más introvertidos…para morir entre las paredes de la perrera.
Toby y yo nos convertimos en amigos inmediatamente y tras una semana vi brindar con cerveza barata al gordo.
Qué satisfacción sería ser el juez con Toby del futuro campeón… ¡bingo!…en mi casa, en la prisión de los perros abandonados.

 

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Bingo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s