Léeme, a ver si te atreves.

Siento mis ausencias, los desayunos sin preguntar, mis venidas arriba y mis lágrimas.

Siento las flores y mi mal humor y siento tomarme tanto tiempo para mí.

Y sí, había otra y era Martina.

Y ahora léeme a ver si te atreves:

Nuestro tiempo y espacio individual con en el mundo, cogidos de la mano. Los desayunos de aguacate, tomate y té, de alegrías sin sentido ni contención y de llantos de carcajadas.

Los colores de los geraveles que daban vida a mi seriedad, de la bonita, por pasar mis días a tu lado.

Y Martina, la que sería nuestra hija.

Qué distinto sería si me leyeras abierta en canal, pero ya no estás.

Foto: @t.suarez_love @toti_suarez_fotografia , gracias Blue, Peluda

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s